Venezuela: Propuestas para derrotar la guerra económica

Por: Edgardo Antonio Ramírez.

La revolución bolivariana socialista se ha caracterizado por dar prioridad a la inversión social de la renta petrolera. El financiamiento de los programas para la inclusión social en materia de: educación, salud, vivienda, alimentación, cultura, deporte, ciencia y tecnología, infraestructura física, trabajo y pensiones; ya ha superado los 700.000 millones de dólares durante los diecinueve años.

La falta de recursos financieros no ha sido lo que ha impedido la conformación y consolidación del aparato productivo, conforme a la soberanía y seguridad de la población y de la patria. La permanente injerencia del gobierno de los Estados Unidos para desestabilizar constantemente el desarrollo de las fuerzas productivas es la causa exógena principal; junto con la acultura de la corrupción epicentro del rentismo petrolero, como la causa endógena principal. Ambas han fortalecido el desequilibrio, la dependencia y la no diversificación de la economía nacional. En este contexto, se propone un conjunto de ideas archiconocidas que contribuyan a direccionar estructuralmente el Plan de la Patria 2019-2025:

1.- Diseñar e implementar un Registro Contable Nacional Digital de cobertura nacional para garantizar el seguimiento y control de la planificación de la producción, distribución, transporte, almacenamiento, procesamiento, comercialización y consumo de los bienes y servicios; aunado las capacidades de importaciones y exportaciones; apoyándonos en el pueblo, la plataforma tecnológica de los satélites Miranda, Bolívar y Sucre y el despliegue de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana.

2.- Tener el censo de los productores primarios, las empresas e industrias, importadores y exportadores a fin de garantizar anualmente el seguimiento y control de la eficiencia, complementariedad, intercambio, eficacia de metas, sostenimiento y emulación de los planes productivos de la economía nacional.

3.- Garantizar el financiamiento y apoyo oportuno y suficiente de las semillas, abonos y fertilizantes, vacunas, insecticidas y plaguicidas, pases de rastras, maquinarias, combustibles (tractores, cosechadoras, camiones de cargas, transporte de distribución de congelación y refrigeración, lanchas, entre otros), es decir los medios de producción de la planificación de la producción nacional.

3.- Evaluar la entrega de divisas con el cumplimiento de los compromisos adquiridos (cantidades y precios de mercados) por los importadores a fin de identificar, los sujetos que fijan los precios de especulación (inflación inducida) para erradicar a la guerra económica y de los exportadores que no logran la autogestión de divisas.

4.- Garantizar una red de transporte por parte del Estado para la adquisición y transportación de los productos de los productores primarios (pequeños, medianos y grandes) hasta el almacenamiento, procesamiento y centros de ventas; para influir en la definición de los precios de equilibrios, para los productores que sean precios de incentivos y para los consumidores que sean accesibles.

5.- Fortalecer el seguimiento y control del sistema de distribución y transporte del inventario de la producción nacional e importación de los bienes y servicios, desde las unidades de producción primaria (vegetal, animal, minerales, forestal y combustible), incluyendo a las industrias, agroindustrias, puertos, aduanas y alcabalas.

6.- Chequear anualmente los financiamientos (Bs) estatal de los pequeños, medianos y grandes productores primarios, para evaluar el cumplimiento de los volúmenes y cantidades de producción por animales (litros y animal) y hectáreas (kilogramos) de acuerdo con el financiamiento recibido de la actividad económica seleccionada.

7.- Establecer la transparencia de la compra y venta de las mercancías, articulando y complementando la red nacional conformada por los mercados municipales y parroquiales; mataderos, frigoríficos y carnicerías; supermercados, abastos y bodegas; jornadas de mercados populares a cielo abierto; y los CLAP.

8.- Establecer y garantizar un 40% de los productos esenciales de la producción nacional a través del sistema económico comunal del poder popular y del poder público: comunas, consejos comunales, empresas de propiedad social, empresas mixtas, familias productivas, cooperativas, CLAP y otras.

9.- Avanzar en la democratización de la asignación de divisas para el desarrollo y consolidación del sistema económico comunal.

10.- Priorizar la compra de la producción del sistema económico comunal por parte del Estado en los ámbitos nacional, regional y municipal.

11.- Garantizar y ordenar la compra y venta de los bienes y servicios con las monedas comunal a los consumidores, productores y comerciantes, conforme a las resoluciones del Banco Central de Venezuela.

12.- Identificar la materias primas e insumos para la elaboración de productos final, que progresivamente deben ser desplazados por la sustitución de importaciones. Igualmente, los que deben estimularse para la exportación siempre y cuando hayan satisfecho el 60% de la demanda interna.

13.- Implementar un plan de sustitución de piezas y repuestos de las industrias, transportes y máquinas a partir de la invención, creación e innovación técnica y tecnológica a través de los programas de formación que materialicen el Plan de la Patria 2019-2025 de los centros educativos, como: las escuelas técnicas, INCE, universidades politécnicas territoriales, universidades experimentales y autónomas, centros de investigación (IVIC), centros de conocimientos y saberes populares.

14.- Garantizar la prioridad geopolítica del petro como moneda generadora y productora de divisas internacionales y para adquirir otras monedas digitales, que contribuya a derrotar el bloqueo financiero y liberar las fuerzas productivas del Estado Nación; lo que posteriormente puede viabilizar el financiamiento de la economía nacional y honrar los compromisos de sueldos, salarios y pensiones.

  1. Consolidar los acuerdos con los Estados Naciones aliados en el sistema internacional para mantener el equilibrio de la balanza comercial y tener acceso a la transferencia de tecnologías, con los bloques de países del ALBA, Petrocaribe y de las relaciones bilaterales geopolíticas estratégicas, como: China, Rusia, India, Irán, Vietnam, Bielorrusia, Cuba, Bolivia, Nicaragua, El Salvador, Ecuador, y países de la OPEP.

Estas propuestas están dirigidas a garantizar el poder y fortaleza del Estado democratico de derecho y de justicia para consolidar el modelo del socialismo bolivariano productivo, eficiente, eficaz, solidario, transparente y complementario, que satisfagan las necesidades esenciales y la suma de felicidad de la población, impulsado por el Comandante Hugo Chávez, teniendo como punto de partida la construcción de las bases echadas en el territorio nacional con proyección en el mundo pluripolar y multipolar; con el propósito de blindar la soberanía y seguridad de la patria.

Profesor Edgardo Antonio Ramírez.     

3 comentarios sobre “Venezuela: Propuestas para derrotar la guerra económica

  • el 31 marzo, 2018 a las 9:42 pm
    Permalink

    Con todo respeto, si en Venezuela hicièramos lo que dice este “Profesor” ya estarìa sucumbiendo la Revoluciòn Bolivariana. Por propuestas idealistas como esta, desde esa izquierda que no aterriza en la realidad del paìs, es que no avanza màs sòlidamente el proceso revolucionario venezolano. Por ejemplo y cito: “10.- Priorizar la compra de la producción del sistema económico comunal por parte del Estado en los ámbitos nacional, regional y municipal”. Esto serìa maravilloso si existiese “producciòn del sistema econòmico comunal”. Atentamente, Rubèn Rodrìguez. Trabajador de la Universidad Bolivariana de Trabajadores “Jesùs Rivero”. Caracas.

    Respuesta
  • Pingback:Nicolás Maduro: +Bienestar para el pueblo, esa es la meta – Diario 90

  • Pingback:Nicolás Maduro anuncia creación del primer Banco Digital de Critpomonedas – Diario 90

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: