Cumbre de Lima: Lazos de sangre unen a Cuba y Perú

Por: Raúl Antonio Capote

Estrechos son los lazos que unen a Perú y a Cuba. Perú fue el primer país en reconocer a Cuba como república en armas. Leoncio Prado, nacido en Perú,  combatió  por la independencia de Cuba, “Fue el primer marino de la Cuba independiente”, el mambí peruano recolecta fondos, acopia armas y realiza acciones de propaganda. Con una veintena de jóvenes cubanos captura al abordaje el buque español Moctezuma, al que cambia de nombre por Céspedes, navega durante varios días hasta que, perseguido, desembarca en Honduras y se fuga.

Al conocer de la invasión chilena a su patria, junto a dos de sus hermanos forman parte del ejército del sur. Sus hermanos mueren en la batalla de Tacna y Leoncio Prado siguen luchando, forma guerrillas en Tacna para combatir a los invasores. Cuando se encontraba combatiendo en Huamachuco es capturado herido y asesinado.

El ex canciller e historiador Raúl Porras Barrenechea incumpliendo las órdenes del gobierno peruano de la época, decidió votar contra la decisión de la mayoría de representantes en la Organización de Estados Americanos (OEA) de expulsar a Cuba de ese organismo, lo que le valió la destitución.

El 31 de mayo de 1970 Perú sufrió un intenso terremoto de 7.9 en la escala de Richter, lo que causó la muerte a más de 70 mil personas y dejó a miles de familias damnificadas.

El 4 de junio el periódico Granma exhortó al pueblo cubano a donar sangre para ser enviada al Perú por medio del puente aéreo establecido entre La Habana y Lima. “Todo el pueblo de Cuba está en disposición de donar sangre para el pueblo de Perú” señalaba el rotativo habanero.

Más de 100 mil ciudadanos cubanos donaron sangre para los damnificados del sismo, entre los donantes el líder histórico de la Revolución Cubana, Fidel Castro. Los médicos cubanos también se hicieron presentes para ayudar en la catástrofe  de 1970.

En total Cuba realizó 8 vuelos transportando 56 toneladas de materiales y 33 personas entre especialistas en traumatología y enfermeras; asimismo la ayuda incluyó la entrega de cinco hospitales rurales totalmente equipados y atendidos inicialmente por personal cubano.

En ese momento Perú y Cuba aún no tenían relaciones diplomáticas. El parque Cuba en Ancash recuerda el gesto solidario del pueblo cubano

 En  la imagen se ve a Fidel mientras le extraen sangre durante la campaña de donaciones para ayudar a las víctimas del terremoto de 1970 que afectó a Perú. En el centro de donaciones de 23 entre 2 y 4 en el Vedado, La Habana.

En 2007 repitieron nuevamente los cubanos, cuando otra brigada de hombres y mujeres de “batas blancas” laboró en 11 regiones del país, atendieron a 200 mil afectados. La Brigada Médica Cubana realizó más de 228 mil consultas, 2 mil de ellas cirugías complejas.

Sangre cubana corre por las venas de peruanos y peruanas, dicen que es el lazo más fuerte que puede a unir a dos pueblos.

Hoy una delegación cubana compartirá con los asistentes a la VIII Cumbre de Lima su experiencia de vivir y construir una sociedad justa, en soberanía y libertad conquistada.

 

Un comentario sobre “Cumbre de Lima: Lazos de sangre unen a Cuba y Perú

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: