El Bloqueo, política estadounidense contra los derechos humanos de Cuba y el mundo

El Bloqueo, política estadounidense contra los derechos humanos de Cuba y el mundo

El próximo 31 de octubre Cuba presentará por vigésimo séptima ocasión el proyecto de resolución titulado “Necesidad de poner fin al bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por los Estados Unidos de América contra Cuba”, y el apoyo será, sin dudas, nuevamente arrollador.

La prepotencia estadounidense ante el pronunciamiento mayoritario que año tras año realizan los países miembros de la ONU a favor de la Resolución, al único que aísla del mundo es al gobierno de ese país, que por más que se empeñe en decir que su objetivo es impulsar “políticas que ayuden al pueblo cubano en su verdadero camino en pos de la democracia y la libertad”, se sabe que la aspiración del imperio es borrar el camino que Cuba ha forjado siendo protagonista de su perfeccionamiento.

¿Los Estados Unidos amigos del pueblo cubano? Bastante culto es el pueblo cubano, bastante bien que conoce la historia como para creer en semejante disparate. Gobierno y pueblo son una misma cosa en Cuba, y eso, ni sus millones de dólares perdidos, en la subversión,  lo han  logrado modificar.

No existe justificación alguna para mantener el bloqueo, es ilógico aplicar sanciones mientras se aboga por el respeto a los derechos humanos básicos y fundamentales.

Prohibir a niños cubanos el acceso a medicamentos y equipos médicos, no es apoyar los derechos humanos del pueblo cubano.

El bloqueo es inmoral y viola los derechos humanos de todo el pueblo cubano y es el principal obstáculo para su desarrollo, no es la Revolución Cubana la que no respeta los derechos humanos, es el gobierno de Estados Unidos quien los viola sistemáticamente.

Prohibirle a entidades y ciudadanos estadounidenses realizar transacciones con ciertas empresas y marcas de productos cubanos, prohibirles el derecho a una buena atención médica en Cuba, restringir los viajes a la isla para que el pueblo estadounidense no intercambie con el pueblo cubano y comprenda que su gobierno les ha mentido sobre Cuba, prohibirles el derecho a sus connacionales de viajar a Cuba, poner trabas a los reencuentros familiares, no es respetar los derechos humanos del pueblo estadounidense. Mantener el bloqueo contra Cuba es mantener una política de hostigamiento brutal que fragmenta también a su sociedad, a la sociedad estadounidense.

El bloqueo no ayuda a promover los derechos humanos, los viola flagrantemente. Estados Unidos es el mayor violador de los derechos humanos, no solo en Cuba, sino en el mundo.

Alfabetizar pueblos, enviar misiones médicas a todos los rincones, incluso a los que nadie más quiere ir, fomentar intercambios científicos, culturales y deportivos, tareas que Cuba hace con amor, compromiso y respeto, es trabajar por los derechos humanos. Darle el mando a su pueblo para que éste decida el rumbo, eso, es defender los derechos humanos.

El bloqueo ha causado daños de más de 900 mil millones de dólares en estos ya casi 60 años, sin embargo, no ha logrado vencer al pueblo cubano. El imperio más poderoso se ha quedado aislado, negándose a entender, y a respetar que el pueblo cubano ha decidido mantener su camino soberano e independiente. Esta política estadounidense solo ha logrado demostrar la solidez del proceso revolucionario, ya que, con el constante acoso, además de darles fortaleza, mantiene unidos a los cubanos.

Con un cinismo monstruoso, Donald Trump dice que la ONU necesita: “Estados fuertes e independientes que defiendan su soberanía y promuevan la seguridad, la prosperidad y la paz y que respeten a sus propios ciudadanos y los derechos de otros países”, pero no permite que Cuba ejerza su soberanía ni respeta su independencia.

Una vez más los gobiernos del mundo se pronunciarán a favor del derecho de Cuba a la soberanía y autodeterminación del pueblo cubano, pero hace falta más. Los gobiernos del mundo deben respetar su propia soberanía sin permitir el carácter extraterritorial del bloqueo. ¿Existe alguna ley alemana o escocesa que se aplique en territorio estadounidense? ¿Por qué las instituciones financieras extranjeras aceptan las órdenes del Departamento del Tesoro de los Estados Unidos? ¿Qué las obliga? ¿Por qué le otorgan el derecho de monitorear las transacciones financieras de Cuba en sus países? El bloqueo vulnera no solamente la soberanía de Cuba, sino la de otros países.

El imperio debe cesar su política injerencista contra Cuba. Por más que les “apetezca”, Cuba no le pertenece a Estados Unidos.

Estados Unidos debe entender que, a pesar de todas las tácticas por derrumbarla, en Cuba seguirá habiendo Revolución.

Un comentario sobre “El Bloqueo, política estadounidense contra los derechos humanos de Cuba y el mundo

  • el 31 octubre, 2018 a las 1:15 pm
    Permalink

    🇨🇺 #NoMasBloqueo El Bloqueo es inhumano, frena el desarrollo economico, pero no dejaremos de ser socialistas, ni abandonaremos nuestros principios, #Cuba seguira siendo #Cuba

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *